A barriga más grande, cerebro más pequeño

La acumulación de grasa abdominal se considera como una de las señales principales para saber que padecemos de problemas físicos y de salud, ya que la grasa blanca aumenta las posibilidades de sufrir infartos y problemas cardiovasculares.

Cuidado con la grasa que se acumula en la barriga

Conociendo las últimas investigaciones realizadas por diferentes institutos para la salud, la acumulación de grasa en la barriga puede perjudicar nuestro cerebro.

El estudio se llevó a cabo con 9600 personas de Inglaterra. A todos se les realizó exámenes para medir la grasa corporal y las dimensiones de la barriga, con un escáner final para medir el tamaño cerebral.

Los resultados de los exámenes dieron a conocer que aquellos individuos con más barriga, poseían un menor volumen cerebral y con esto menos materia gris, el tejido encargado de contener las células cerebrales.

Las personas con un nivel alto de grasa corporal y en las zonas del abdomen, tenían alrededor de 786 centímetros cúbicos de volumen cerebral y los individuos que poseían altos niveles de grasa corporal pero no una gran barriga tenían un volumen cerebral de 793, en comparación con todas aquellas personas que estaban en forma que tenían un volumen de 798.

El estudio no permite llegar a una conclusión que evidencia a detalle que el tamaño de la barriga tenga relación con la disminución del volumen cerebral, ya que puede darse el caso también de que las personas con menor volumen cerebral sean propensas al tener sobrepeso.

Atrofia cerebral

La disminución de tejidos cerebrales, se conoce como atrofia cerebral, que es la pérdida de volumen cerebral, incluyendo la mielina y los axones. Esto también significa la pérdida de agua alrededor del cerebro y la contenida en él.

Es normal que las personas experimenten una pérdida de volumen cerebral, mientras más avancen los años. Para las personas que ya entran en la etapa de tercera edad o envejecimiento, la contracción cerebral va desde el 0.1% – 0.3 al año, ya que es un proceso natural que va ligado al degeneración del organismo.

La contracción cerebral o pérdida de volumen cerebral es un factor importante que debe ser tomado en cuenta entre las personas con sobrepeso, ya que la contracción se puede percibir desde los primero comienzos de aumento de peso, así como el aumento de azúcar en la sangre.

Esto provoca disminución en las funcionalidades motoras, físicas y cognitivas, como problemas con la memoria y lentitud a la hora de manejar y expresar información.

cerebro-y-gordura

La diabetes y la contracción cerebral

Lo que sí es evidente es que muchos estudios vinculan la diabetes tipo 2 con la contracción del cerebro, provocando demencia. Se sabe que las personas con altos niveles de azúcar en la sangre, pueden estar sufriendo de serias contracciones cerebrales.

Se les realizó un estudio de niveles en la sangre a más de 250 personas, entre los 60 y 65 años que poseían un nivel de rango normal de azúcar en la sangre, los participantes se realizaron un escáner cerebral antes y después del estudio, y uno nuevo luego de cuatro años.

Los resultados fueron claros, los que posean un nivel de azúcar elevado en la sangre, eran propensos a perder volumen cerebral en las áreas de la amígdala y del hipocampo, zonas que están relacionadas con habilidades cognitivas.

La obesidad y la diabetes van de la mano, es la progresión de una misma enfermedad que no parece tener un final. Ya se utilizar el término “diabesidad” para dar diagnostico a las personas que padecen de diabetes tipo 2.

Combatir las complicaciones que genera la obesidad

El tratamiento contra la obesidad te permitirá evitar estas complicaciones sobre tu organismo y cerebro, protegiendo la circulación y contra problemas cardiovasculares.

Las personas con sobrepeso deberán reducir la ingesta de harinas y grasa para poder controlar la glucemia, reducir los niveles de colesterol, provocando un mejor control sobre la tensión ya que más del 75% de las personas con diabetes son hipertensos y lo más importante, la persona con sobrepeso debe realizar todos los ejercicios necesarios para controlar su peso y evitar los riesgos de complicaciones.

Muchos hallazgos sugieren que incluso aquellas personas que no padecen diabetes, la reducción del volumen cerebral y los niveles de azúcar en la sangre, tienen una relación que impacta sobre la salud mental de la persona.

Muchos de estos estudios puede conducir a nuevos conceptos sobre los niveles normales de azúcar en una persona y a nuevos caminos para combatir la diabetes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*